logo
PLATAFORMA

Una lección de Administración ¿Para qué seguir estudiando?

Estudiar un curso de actualización, diplomado, licenciatura, una maestría o cualquier otro programa académico representa numerosos retos, es costoso, toma mucho tiempo y al final el papel no sirve para nada ¿cierto?

F A L S O, El esquema democratizador moderno procura que en las empresas y entidades públicas se encuentren (cada vez más) personas con el perfil académico adecuado para el puesto del que se trate. La credencialización¹, otrora laxa y simuladora, se ha debido endurecer debido al incremento en el número de competidores. Las empresas y entidades públicas que busquen ser competitivas deben rodearse del personal adecuado para el cargo.

Los ejecutivos en México tienen, al menos, el grado de Maestría (75%) y perciben entre el 58 y el 78% más en salario, así un empleado que no reúne el perfil según el marco de credencialización de la institución dónde labora se enfrenta al estancamiento, porque no tiene los elementos, al menos en el papel, de desempeñar otros cargos en la institución.

La educación, a cualquiera de sus niveles es una inversión para el futuro, significa lanzar la mirada adelante y anticipar las oportunidades que se habrán de presentar.

“…no hay tal cosa como la suerte, eso sólo se refiere a la preparación previa al momento en la que la oportunidad llega por la puerta…”.

La otra cara de la moneda

La educación no es una llave mágica que abre la puerta de la felicidad, egresados de las universidades más caras del país (a razón de $600,000.00 la licenciatura) se encuentran aceptando empleos que pagan menos de $10,000.00 pesos mensuales. ¿Entonces el título no sirve de nada?

F A L S O, Un título universitario es muy útil, además del cúmulo de conocimientos aprendidos, las experiencias de los catedráticos, la organización y razonamiento que sólo la educación superior puede generar, un título es un peldaño en una escalera de progreso que no termina ahí, sino que continua más allá.

La Educación, el amor y el dinero, no se pueden ocultar

Una persona que se educa es una persona que cambia, porque su estructura mental cambió, adquiere un enfoque más refinado y su visión del mundo y su actitud cambian también, la gente educada aprende a trabajar por objetivos, no por horarios, aprende a ser más eficiente y aprende a proponer, a trabajar en proactividad y no esperar a que le den órdenes.

La pregunta en realidad debería ser: ¿qué estás esperando para estudiar?

¹A la serie de títulos, diplomas, certificaciones y reconocimientos que una persona adquiere a lo largo de su vida académica/profesional se le denomina “credencialización”.

¿Te gustaría continuar tus estudios? Comparte con nosotros tus comentarios e infórmate dando click aquí.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Diplomado en Investigación Criminal INFORMACIÓN
Con los más prestigiados y reconocidos especialistas
LEER
Contacto
Bienvenido a Centro Universitario de Educación a Distancia.
  • Angela Barrientos 105-B Col. Centro
  • 01 (771) 71 0 41 21
  • contacto@cued.mx