logo
PLATAFORMA

¿El mejor amigo del hombre?

perro

Hace más de quince años una pareja de científicos (Dr. Robert Wain/Dr. Carl Vile) publicaron un artículo que sugería que todos los perros domesticados tenían un ancestro común, el lobo. Hoy en día se debate si la domesticación del lobo, que bien pudo haber ocurrido entre 30,000 y 135,000 años atrás, cambio parte de nuestra conducta genética. Vivimos en una era de ajustes sociales, la pareja típica que se unía para engendrar hijos, un buen número de ellos, ha evolucionado socialmente, las parejas ahora esperan más tiempo para tener hijos y tienen menos hijos, uno de los sustitutos de esa progenie es, contemporáneamente, tener una mascota.

Es innegable que a lo largo de los últimos 6,000 años el ser humano se ha convertido en la especie dominante del planeta, durante todo éste proceso de conquista, según evidencia arqueológica, el ser humano domesticó toda clase de animales para brindarse confort, compañía o para hacer uso de las características particulares de la especie y hacerse más fácil la vida o mantenerse con vida. Los perros en ese sentido son el único animal que ha estado presente a lo largo de toda nuestra evolución social. La expansión de rutas de comercio y los asentamientos humanos en, virtualmente, todo el mundo, generaron más de 400 razas de perros domésticos.

El perro doméstico es la mascota preferida en el mundo, se estima que existen 550 millones de perros en el mundo, en proporción de uno por cada diez en países desarrollados. Un perro mascota es una carga, cualquiera que haya paseado responsablemente a uno en un lugar público entiende esto, pasear al perro en un escenario citadino significa limpiar sus “gracias”, caminar sin otro propósito que el de “cansar” al animal con la esperanza de que no haga destrozos en casa. Lo irónico es que un estudio de la Universidad de Alabama revela que sólo 1 de cada 4 dueños de perros en los Estados Unidos pasea a sus mascotas regularmente.

Legalmente hablando un perro es una propiedad, es equiparable a una cosa, tiene un costo y es responsabilidad de quién ostenta su propiedad. Por más que los antropomorfisemos está demostrado que la inteligencia de un perro no es ni remotamente comparable con la de un ser humano, si bien es cierto un perro es capaz de aprender una serie de comandos mediante un entrenamiento conductual, son incapaces de distinguir bueno de malo o desarrollar una consciencia.

En México un perro de entre 3 y 7 kilogramos de peso consume entre 2 y 4 kilogramos de alimento, asumiendo que sólo consuma croquetas, un animal así cuesta a su amo entre $350 y $600 pesos por mes. Si se enferma, requiere servicios de estética canina, se le compran accesorios, juguetes, disfraces o cualquier otro implemento, un perro croquetero promedio de entre 3 y 7 kilogramos puede costar entre 3 y 8 mil pesos al año. En México con la reciente y “revolucionaria” reforma fiscal todos los accesorios no indispensables de mascotas, antes mencionados, se convierten en artículos de lujo y por lo tanto sujetos a un gravamen especial.

¿Aun así quiere tener un perro?

Carla Crewe dice: “quién no desea un compañero que lo adoraré, que lo reciba siempre con entusiasmo, que coma cada platillo con gratitud, que aprecie cualquier salida por simple que sea, un compañero que aprecie cualquier obsequio y que mantenga fidelidad por el resto de la vida…si pudieran, muchas mujeres se casarían con sus perros…”. El comentario de Crewe es sin duda un interesante reflejo del pensamiento de la mujer moderna, independiente, autosuficiente y sola.

El negocio de las mascotas es un negocio de $2,000 millones de dólares sólo en México, el mayor consumidor de mascotas y artículos relacionados con las mascotas en México son mujeres solteras entre 18 y 40 (45-69%), parejas jóvenes entre 20’s y 30’s  (10-20%) y hombres solteros entre 30 y 50 años de edad, por lo general con educación superior o de posgrado, viviendo en ciudades distintas a dónde crecieron y alejados de su núcleo familiar. En la medida en la que éste particular segmento de la población ha crecido también lo ha hecho la demanda de mascotas, accesorios y servicios. Pareciera que mientras más se civiliza una comunidad más distancia guardan sus miembros entre sí y más fácil es aferrarse a las mascotas como sustitutos para la interacción humana.

¿Usted qué opina?  

 

Bibliografía

http://www.theguardian.com/notesandqueries/query/0,,-9725,00.html

http://eleconomista.com.mx/industrias/2014/02/08/mascotas-mexico-negocio-2000-mdd

http://www.npr.org/2013/01/25/170267847/canine-mystery-how-dogs-became-mans-best-friend

http://www.psychologytoday.com/blog/canine-corner/201209/how-many-dogs-are-there-in-the-world

http://www.2ndchance.info/toxoplasmosis-Gosling2010.pdf

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Diplomado en Investigación Criminal INFORMACIÓN
Con los más prestigiados y reconocidos especialistas
LEER
Contacto
Bienvenido a Centro Universitario de Educación a Distancia.
  • Angela Barrientos 105-B Col. Centro
  • 01 (771) 71 0 41 21
  • contacto@cued.mx